APUBA
Sindicato Nodocente

Emotivo homenaje a Abuelas de Plaza de Mayo en el Pellegrini

Mes de la Memoria en la Escuela, con colaboración de la Interna

sábado, 13 Abr 2019 12:32 PM

Buscarita Roa no es una mujer alta. Se para frente al enorme auditorio del Pellegrini y con voz finita relata su historia a los cientos de chicos y chicas en edad de secundario que la vinieron a escuchar. De manera didáctica pero al mismo tiempo personal, vuelve a contar que es la mamá de José Poblete (desaparecido en la dictadura y uno de los casos más emblemáticos que posibilitó el fin de la Obediencia Debida y la impunidad), que nació en Chile y que vino al país en los tiempos más sombríos, que luchó contra todo lo que se puede luchar y que, 22 años después, se reencontró con su nieta, ilegalmente apropiada. 

Presentada por la flamante Rectora de la Escuela Superior de Comercio, Ana Barral, en un evento programado  el 11 de abril en el Mes de la Memoria con el apoyo de la Comisión Interna, Roa se remonta a los inicios de Abuelas de Plaza de Mayo: “Al comienzo éramos poquitas y la desesperación era total. Después fuimos muchas más” recuerda, y la cara se le ilumina al narrar que pese al dolor más grande (su hijo y su nuera torturados y desaparecidos en el Centro Clandestino de Detención “El Olimpo” en 1978, su nieta robada durante más de dos décadas) pudieron juntarse y luchar. Lo dice en la semana en la que su Asociación acaba de encontrar a la nieta número 129, en un trabajo de búsqueda inédito en el mundo, de una tenacidad asombrosa. “Quedan casi 300 nietos/as más que buscar. Y muchas abuelas nos estamos yendo. Hay que seguir” proclama.

La Juventud Militante de APUBA le otorga un presente y ella lo recibe en nombre de Abuelas, luego de describir en detalle el difícil proceso de restitución de identidad logrado en más de un centenar de casos, como el de su nieta Claudia, restituida en 2000: “Los primeros tiempos (las pruebas de ADN, la etapa judicial) fueron complicados, hasta que ella pudo asumir su historia. Nos fuimos acercando y conociendo. Éramos su familia y ella también fue haciendo ese cambio, atravesando esas etapas. Hasta que un día me dio un abrazo y me dijo: Abuela, gracias por buscarme”.

El aplauso masivo de estos chicos y chicas de una nueva generación es también un abrazo y un reconocimiento. Y ella lo retribuye respondiendo preguntas, con cariño y paciencia. Un rato después, entrevistada por La Posta TV y ante el interrogante de cómo hicieron, de dónde obtuvieron la valentía en el momento más siniestro de nuestra historia ella dirá que no se considera así. “No éramos valientes. Nos habían sacado a nuestros hijos. Y ya no había otra opción que salir a buscarlos”.

Buscarita Roa tiene hoy 81 años. De estatura pequeña, su tarea la hizo inmensa.

NOTAS RELACIONADAS

Debate sobre Lenguaje Inclusivo en Derecho

El 16 de abril se desarrolló el segundo encuentro del Ciclo de charlas “¿Cómo entender...

Plan Integral de Capacitación Nodocente en la UBA

La Dirección de Capacitación y Desarrollo de la Universidad de Buenos Aires lanzó el lunes...

12/04/19 Entrevista al cro. Federico Calabrese, Delegado electo de DOSUBA en La Posta Radio

http://www.apuba.org.ar/mailing/2019/laposta/LPRCalabrese.mp3 ...